Un muerto y centenares de heridos en manifestaciones en Francia contra la subida de los combustibles

Francia.- Más de 3200 manifestaciones, originadas de manera espontanea se han producido en todo el territorio de Francia en contra del alza de los combustibles por parte del gobierno de Macron, las cifras indican que han participado mas de 300.000 personas.

Estas concentraciones desencadenaron fuertes disturbios, cuyas consecuencias han sido un muerto, cientos de heridos y decenas de personas arrestadas. Algunas de las principales vías afectadas se situaron en el norte del país, también fueron bloqueadas algunas gasolineras y acceso de peajes en autopistas y la policía tuvo que intervenir lanzando gases lacrimógenos en una concentración en Alta Saboya (sureste). La mayoría de las protestas no habían sido comunicadas a las autoridades, lo que dificultó el control policial.




Los ‘chalecos amarillos’ es el movimiento que organizó estas manifestaciones, han ampliado su radio de demandas a la carga tributaria en general, supone un nuevo “dolor de cabeza” para el Ejecutivo de Emmanuel Macron, que decidió aumentar los impuestos de los carburantes para promover la transición energética. Muchos de los ‘chalecos amarillos’ (gilets jaunes) viven en zonas urbanas alejadas de las grandes aglomeraciones francesas y aseguran que el coche es su único medio de transporte. Este movimiento, cuyo nombre alude a la prenda fluorescente que es obligatorio llevar dentro de los vehículos, tienen un masivo apoyo de la población francesa, del 74%, según una encuesta publicada el pasado viernes.

Durante la protestas han pedido la dimisión de Macron, al que acusan de preocuparse solo de la élite y de dejar a las clases medias a su suerte. “Mis hijas, profesoras, hacen 83 kilómetros al día. Su gasto en gasolina va a aumentar en 60 euros”, lamentó François, un jubilado que se manifestó en solidaridad con lo que viven muchos de sus ciudadanos.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: